Lun30032020

Last update05:05:11 PM

Cantabria

Una “sobrecarga” en la placa, posible causa del hundimiento en Nueva Montaña

Valoración del Usuario:  / 0
MaloBueno 
GarajeHundimientoCorteIngles


El Gobierno de Cantabria garantiza una solución al hundimiento, esta madrugada, de un parque infantil sobre el parking subterráneo de un conjunto residencial situado en Nueva Montaña, en la calle Tomás y Valiente de Santander, y promovido por la empresa pública GESVICAN entre los años 2004-2006.

 

El presidente regional, Miguel Ángel Revilla; el vicepresidente, Pablo Zuloaga, y los consejeros de Obras Públicas, José Luis Gochicoa, y de Presidencia e Interior, Paula Fernández Viaña, responsable del área de Protección Civil, se han acercado a primera hora de la mañana hasta el lugar de los hechos para comprobar el alcance del suceso.

A la luz de las primeras investigaciones, probablemente gracias a la hora en que se produjo, sobre las 6.30 horas, no ha provocado daños personales, aunque los bomberos y equipos de seguridad siguen revisando el parking para comprobar que no haya nadie bajo los escombros.

Los representantes del Ejecutivo han tranquilizado a los vecinos, que no tendrán que abandonar sus viviendas porque, según los técnicos, y a falta de confirmación oficial, la cimentación no presenta alteraciones y no hay riesgo de derrumbe.

"Nos ponemos manos a la obra para atender a todo el mundo, no nos vamos a esconder y lo primero va a ser dar una solución a este problema desde el Gobierno", ha señalado José Luis Gochicoa.

A falta de la confirmación técnica, el consejero ha apuntado como posible causa del hundimiento a una "sobrecarga" en la placa del forjado debido al peso de la tierra humedecida. "En teoría eso tendría que estar calculado para estos menesteres y es lo que vamos a comprobar", ha añadido.

El Gobierno de Cantabria, que trabaja en coordinación con el Ayuntamiento de Santander, ya se ha puesto en contacto con una empresa para proceder a la extracción de los materiales y también con los adjudicatarios del proyecto, la UTE Dragados-Ascan. Asimismo, y sin perjuicio de los informes que realicen los técnicos, el Ejecutivo ha encargado una valoración independiente que ayude a esclarecer lo ocurrido.

Gochicoa ha incidido en que, antes de iniciar la investigación, la prioridad en estos momentos es asegurar la zona y confirmar que no se han producido daños personales. Sobre la reparación de daños, ha explicado que ésta corresponde al promotor, en este caso la empresa GESVICAN, pero, si se demuestra que el colapso se ha producido como consecuencia de un fallo en el proyecto inicial o en la ejecución del mismo, la Administración puede exigir las responsabilidades oportunas.

Finalmente, el titular de Obras Públicas ha confirmado que ninguno de los diferentes peritajes realizados para solucionar el problema de filtraciones existente en los garajes, que motivó una reclamación judicial de los vecinos y cuyas obras estaban a punto de adjudicarse", alertaba de la existencia de un "riesgo estructural".
Según los primeros cálculos, la zona afectada por el hundimiento tiene una extensión cercana a los 1.800 metros cuadrados y el número de plazas de aparcamiento que han resultado damnificadas, a falta de concretar el número de vehículos que se encontraban estacionados en el momento del derrumbe, ronda el centenar.

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar