Vie19012018

Last update06:42:36 PM

EQUO celebra que la presión de los vecinos haya conseguido poder renegociar con Ascan las tasas de agua en Miengo

Valoración del Usuario:  / 0
MaloBueno 
MiengoAyto03

El millar de firmas de los vecinos de Miengo presentadas en una iniciativa popular que inicialmente solo contaba con el apoyo del grupo municipal EQUO ha conseguido vencer las reticencias de PP, PRC y el equipo de gobierno expulsado del PSOE, y ha logrado que el PP, grupo mayoritario en la Corporación, presente una propuesta para renegociar con la empresa adjudicataria, Ascan, las tasas de agua para conseguir una bajada de las mismas.

 

La reunión deberá celebrarse antes del 15 de noviembre y, en un principio, el único tema a tratar con Ascan será la revisión de las tasas de agua.

Sara Gómez, portavoz de EQUO y defensora de la iniciativa vecinal que pedía la suspensión de la subida de las tasas de agua y su revisión, considera "una buena noticia" que el PP haya presentado dicha aportación a la iniciativa, "ya que al ser ellos mayoría es la forma de conseguir avanzar algo en este sentido".

"Veremos qué somos capaces de sacar en limpio de la reunión con Ascan, y esperamos poder tener la oportunidad de estudiar y ver cómo se pueden modificar las tasas de saneamiento, que son las que realmente engordan la factura y donde hay un gran lio de competencias municipales y autonómicas", ha señalado.

Por otro lado, Gómez lamenta que tanto PRC, como PP y el equipo de gobierno ex socialista hayan votado en contra de sus dos propuestas en relación al Impuesto de Bienes Inmuebles, ya que, a pesar de una modificación de la Ordenanza Fiscal "sigue subiendo".

En una primera propuesta, EQUO pidió incluir en las Ordenanzas Fiscales un artículo de la Ley de Haciendas Locales para que quienes domiciliasen sus recibos tuvieran una bonificación del 5% en el recibo, pero PRC, PP y PSOE votaron en contra. En una segunda propuesta pidieron una tabla de rebaja gradual del tipo impositivo del IBI, de forma que, "a pesar de no bajar el recibo, se impedía que siguiese subiendo", que también fue rechazada por PP, PRC y PSOE.

"Es una pena que ni siquiera lo analicen y lo vean como una guerra de poder", afirma la portavoz de EQUO. "Con esta propuesta el Ayuntamiento seguiría recaudando lo mismo, pero los vecinos dejarían de sufrir que el recibo del IBI siga subiendo y subiendo", advirtiendo que "quien a día de hoy paga 230 euros en el 2021 pagará 550 y el que paga 2.021 llegará a pagar 3.500". La "supuesta revisión" del valor catastral, dicen, "puede ser una caja de Pandora y donde se cree que va a bajar suba aún más".

Además EQUO considera "un despropósito la mala gestión" del equipo de gobierno dejando en 2016 sin ejecutar más de 200.000 euros, casi un 20% del presupuesto anual, que ahora proponen "gastar en unas obras que no sabemos a qué necesidades pretenden dar salida". Por eso, proponen para ejercicios futuros abrir un proceso de participación para que vecinos, Juntas Vecinales y grupos municipales puedan reflejar sus propuestas de mejoras.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar