Sáb04122021

Last update09:37:38 PM

BannerCarneCantabria21

Torrelavega

El Ayuntamiento abre expediente sancionador a CLECE por incumplir el pliego de condiciones del servicio

Valoración del Usuario:  / 0
MaloBueno 
AyuntamientoTorre19

 El Ayuntamiento de Torrelavega ha abierto un expediente sancionador a la empresa adjudicataria de la limpieza de centros y dependencias municipales, CLECE, por incumplimientos graves y leves del pliego de condiciones de licitación del servicio, según informa la Federación de Servicios, Movilidad y Consumo (FeSMC) de UGT, sindicato representativo en el comité de empresa de la concesionaria que hoy ha participado en una reunión donde se ha comunicado el proceso sancionador. La propuesta de sanción por incumplimiento podría llegar a los 90.000 euros.

 

UGT ha avanzado que planteará al Ayuntamiento de Torrelavega que, una vez finalizado el contrato actual de CLECE, se valore remunicipalizar el servicio de limpieza, tal y como se hizo como la recogida de basuras. Esta recuperación de la gestión pública para la limpieza de dependencias municipales es también defendida por el Grupo Municipal ACPT, aunque su propuesta es poner en marcha "de forma inmediata" los mecanismos para "resolver" el contrato con CLECE y comenzar la remunicipalización del servicio. También el concejal de Cs ha criticado la "gestión deficitaria" del servicio de limpieza y pide al Ayuntamiento que exija a la empresa que cumpla el pliego.

Según precisa UGT, el expediente sancionador a la empresa adjudicataria de la limpieza se incoa tras una auditoría solicitada inicialmente por los sindicatos y apoyada posteriormente por grupos políticos municipales, que ha detectado incumplimientos tanto graves como leves, entre otros motivos, por la obstaculización de la labor de control, las horas semanales de prestación del servicio, los medios consignados y distintas obligaciones estipuladas en el contrato de adjudicación.

El sindicato, que en 2015 inició en Cantabria una campaña para incluir ochos cláusulas de salvaguarda de derechos laborales, sociales y económicos en los pliegos de licitaciones de servicios públicos a empresas privadas, aclara que CLECE, que presta sus servicios de limpieza en Torrelavega con un presupuesto de 1,5 millones de euros, "venía incumpliendo el pliego de condiciones desde hacía tiempo, por lo que el resultado de la auditoría no nos sorprende".

Según Pedro Cobo, asesor de UGT en el comité de empresa de CLECE, "los incumplimientos de las empresas concesionarias de servicios públicos son algo ya habitual porque ofertan sus servicios con un presupuesto muy bajo para ser elegidos en la licitación, lo que lógicamente incide en que no cumpla con lo pactado".

Cobo ha lamentado que, "por desgracia, que una administración pública audite a una empresa adjudicataria de un servicio público propio es algo muy inusual, es la excepción cuando debería ser la norma", por lo que instó a que "las administraciones públicas sigan este mismo ejemplo y hagan un seguimiento riguroso de lo que hace una empresa privada con dinero público".

"Es simplemente uno de los muchos ejemplos de empresas que no cumplen el pliego de condiciones de la licitación y que cuentan con la ventaja de que nadie las controla", agregó Cobo que afirmó que "estamos convencidos de que se detectarían irregularidades e incumplimientos en un alto porcentaje de las adjudicatarias de estos servicios públicos".

El sindicalista ha avanzado que UGT apuesta por plantear al Ayuntamiento de Torrelavega que "una vez finalizado el contrato actual, se valore la gestión municipal del servicio de limpieza, tal y como se hizo en la recogida de residuos urbanos, que ha demostrado ser una experiencia muy positiva tanto en la calidad del servicio como en su coste económico".

Para ACPT, a la vista de la auditoría realizada a la empresa encargada del pliego de 'Trabajos de limpieza de centros públicos, dependencias municipales, instalaciones deportivas y otras atenciones', en base al interés público, se deberían de iniciar de forma inmediata el proceso para resolver el contrato con CLECE e iniciar el proceso para que ese servicio vuelva a ser de gestión municipal.

"La auditoría viene a demostrar algo que ya se había denunciado en numerosas ocasiones: que la empresa escatima constantemente en recursos, ya sean humanos, técnicos o materiales, e incumple permanentemente el pliego del contrato", ha dicho el portavoz de ACPT, Iván Martínez. Además, ha valorado, "lo hace sin añadir ningún tipo de valor añadido a la prestación del servicio, ya que, si las dependencias se encuentran en buenas condiciones de limpieza, es gracias al esfuerzo que realizan las propias trabajadoras que, en muchas ocasiones, tienen que comprar ellas mismas los materiales y utensilios que necesitan para dar un buen servicio".

Según esta formación, el Ayuntamiento ha trasladado una propuesta de sanción por incumplimientos, tanto leves como graves, que podría llegar a suponer una multa de hasta 90.000 euros a la empresa.

Entre los incumplimientos, desgrana que la empresa carece de un buen sistema de control horario, de protocolo de limpieza, no imparte cursos de formación de una manera permanente; las herramientas de trabajo, como los carros de limpieza, o están defectuosos o no se les han entregado a las trabajadoras. "Por si fuera poco, también hay problemas de suministros con los productos de limpieza, obligando a las trabajadoras a limpiar solo con agua o con productos que ellas mismas han tenido que comprar", ha añadido Martínez, que ha destacado que la auditoría recoge la "poca disponibilidad por parte de la empresa a colaborar" para realizarla.

A este respecto, ACPT valora positivamente que se haya hecho la auditoría, pero "lamentamos que la misma no haya entrado a valorar trabajos puntuales y extraordinarios que se deben de realizar, como pueden ser desinfecciones, limpiezas de cristales, limpiezas especiales, etc.; ni otras obligaciones que tiene la empresa", recogidas en el pliego, como es la creación de una bolsa de trabajo, que según apuntan "también están siendo incumplidas".

En cuanto a Ciudadanos, su concejal, Julio Ricciardiello, ha manifestado que el servicio de limpieza se está cumpliendo "gracias al esfuerzo" de sus trabajadoras y que la auditoría ha venido a confirmar que lo que han denunciado en otras ocasiones, que CLECE incumple "sistemáticamente las condiciones contratadas en el pliego. Una auditoría, ha enfatizado, encargada por el Ayuntamiento con un coste de 6.000 euros "que pagaremos todos los torrelaveguenses".

El concejal naranja asegura que la empresa "no sigue un protocolo claro" y la limpieza en los centros se realiza "gracias al esfuerzo de los trabajadores que cumplen escrupulosamente su labor". Además, sostiene que el 47% de los empleados "no tienen el material necesario para el desempeño de las funciones" y el 67% "no ha recibido formación". A estas irregularidades se suma que no se cumplen los horarios "ya que hay un desfase de 20 horas semanales que no son ejecutadas".

Por último, ha indicado que durante el proceso de realización de la auditoría desde CLECE no se facilitó en plazo la información solicitada por la empresa auditora, "una muestra más de su desgana y desinterés", por lo que ha instado al equipo de gobierno "a obligar a la empresa a hacer algo tan sencillo como cumplir con lo que se comprometió en el pliego".